domingo, 11 de mayo de 2008

Una boda mas.

Las bodas siempre son algo bonito, emocionante y esperado, ves a la gente sonriendo, bailando, hasta los más serios se vuelven divertidos.

Pero desde otra perspectiva también ves a esa familia de la que las cirscuntancias de la vida te ha alejado, esos primos y tios que sólo ves en bodas y entierros, en bautizos y comuniones.

Y la verdad es que a mi se me entristece un poquito el corazón cuando los veo, cuando me acuerdo de esos vínculos de la infancia que ha borrado la distancia, cuando los temas de conversación se agotan y sólo quedan las miradas.
Cuando te das cuenta de que tu círculo de vida se mueve más en torno a personas que no pertenecen a los lazos de sangre y descuidamos éstos.

A pesar de dichas reflexiones que me han arruinado un poco el día, he disfrutado bastante del acontecimiento, he bailado reguetton con un hombre entrado en años y he conocido a gente nueva, tratando de retratar en mi cámara algunos de esos momentos familiares que escasean con el tiempo, fotografiando también a esas personas a las que casi no contemplo.

3 comentarios:

Pandorino dijo...

UUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUUooooooooooooooooooooooooooohhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!Qué bellezón dios mio! Madre mia, qué divina ibas ayer! Vamos a tener que casarnos nosotras para que te pongas tan buenorraaaaaaaaaaaaaaa! jajaja.Espero que lo pasaras muy bien, ya me contarás XD. Un besicoooooooooo! Yo a ti tampoco te quiero XD

Anónimo dijo...

anita sonriendo en un foto,XD..se tiene que ir de boda para sonreir,jajaja.TE QUIERO MUCHO FEA MIA!muack

Anika dijo...

Qué cabritas sois no?jajjaa, ya sabeis que no sonrio porque no me gustan mis dientes!!Aparte que salgo muy falsa, ahí fue de casualidad. Gracias por lo de bellezón, aunque sea mentira. XD