miércoles, 12 de marzo de 2008

PÁRATE UN INSTANTE

Mil excusas me he inventado hoy
evitándome así una historia importante,
pero pienso que aún,
una historia importante, puede que seas tú.
Párate un instante y habla claro,
como sólo sabes tú,
dime quién eres tú.
Abro bien los brazos para recibirte,
mientras tú te quieres defender de mí,
si te busco, tú te escondes, luego vuelves.